»

Feb 17

Wicca, Camino de auto-conocimiento, evolución y crecimiento.

“Y vosotros que me buscáis, sabed que vuestro deseo y búsqueda no serán satisfechos a menos que conozcáis el misterio: que si aquello que buscáis no lo encontráis en vuestro interior, jamás lo encontraréis fuera.

Sabed que he estado con vosotros desde el comienzo; y que soy aquello que es alcanzado al final del deseo.”

De “La carga de la Diosa”.

Compartir experiencias es uno de los aspectos más interesantes y enriquecedores de la Wicca, así que quiero compartir mi evolución personal dentro la Wicca.

Hace, uf…. mejor ni pensarlo, que comencé mi búsqueda. Realmente en ese momento no sabía que buscaba, solo sabia que lo que tenía, lo que me ofrecía mi entorno no respondía a mis preguntas. Hasta que hace unas tres décadas en ese buscar y rebuscar cayo por “casualidad” par de libros que comencé a leer ávidamente, fue la primera vez que me encontré con el termino Wicca. Al ir leyendo y comprendiendo los planteamientos expuestos tuve una sensación increíble al saber que no estaba sola y pensé “hay más gente que piensa como yo y además le ha dado nombre”. Por aquel entonces me sentía un bicho raro por mis ideas, por sentir que la Naturaleza era algo más que el entorno en el que vivíamos, por sentir que la Tierra, el planeta, estaba viva y que cada ser que la habitábamos formábamos parte de Ella, que era nuestra Gran Madre. Que cada planta era mi hermana y que podía comunicarme con ella, entre otras muchas ideas. El hecho es que esos libros me abrieron al mundo de la Wicca.

Como es de suponer, estamos hablando de la España de los 80, no tenía con quien compartir mis inquietudes, mi única ayuda era los escasos libros que encontraba, muchas horas invertidas en lecturas paralelas, meditación, filosofía, etc. y en pruebas, aprendiendo con el método prueba error-acierto. Y con mil dudas e incertidumbres de si estaré haciendo las cosas bien, aunque los resultados así lo parezcan, dada la imposibilidad de compartir con otros las experiencias.

En este periodo mi formación a parte de ser en solitario, por un lado por fuerza y otra parte por miedo a lo que podría encontrarme, era totalmente ecléctica. Con el pasar de los años mi colección de libros y autores fue en aumento. También comenzó a crecer mi seguridad en mis conocimientos y la necesidad de encontrar a otros con quien compartir. Ese fue un periodo en que por mi misma era muy difícil seguir avanzado en solitario, no había nada nuevo que pudiese encontrar en los libro, nada que no hubiese probado. También todo ese proceso y trabajo me había cambiado. Estaba de nuevo en un punto de partida pero a otro nivel, tenia que salir a conocer el mundo.

Unos quince años después comenzar mi andadura por el mundo de la Wicca en solitario inicie un nueva etapa en búsqueda, esta vez, de personas con las que poder compartir ideas, opiniones y una visión de los Dioses. Tenía la necesidad vital de encontrar a esas personas que compartían mi forma de ver y sentir. También es cierto que las nuevas tecnologías habían abierto una nueva vía de comunicación e Internet era una excelente herramienta para ello. La experiencia de compartir tubo sus dos polaridades, por una parte permitió que mis horizontes se ampliasen, encontrase personas maravillosas que aportarian mucho en mi vida y en mi camino. Y también me permitió comprender que no por estar en este camino dejamos de ser humano, de que todos estamos aprendiendo y que el EGO está ahí, presente en cada relación. Hubo encuentros y desencuentros y en muchos casos ninguno supimos entender y aplicar una de las más bellas máximas que nos ofrece la Wicca “Feliz encuentro y feliz partida” Pero eso también forma parte del camino y del aprendizaje.

Tras crear y “dirigir” dos covenes eclécticos durante unos años me encontraba en una situación en la que necesitaba retomar mi camino en solitario, necesitaba encontrarme de nuevo a mi misma. Pero a veces los Dioses tienen otros planes y me quisieron embarcar en una aventura. La de crear otro coven, me resistí, ya se sabe “no hay dos sin tres” y no tenias ganas de pasar de nuevo por esa situación, aun no había asentado y aprehendido todas las enseñanza que las experiencias anteriores. Pero accedí a formáramos un circulo de estudio de que todos sacaríamos provecho. Pero la idea del coven en el grupo seguía latente y en cada encuentro tomaba más fuerza. Tras dos años de este tira y afloja me rendí ante lo inevitable y nació el nuevo coven. Esta vez, aun siendo eclécticos, no teníamos otra opción, trate que este guardase una forma más tradicional, dado que las estructuras anteriores no habían funcionado todo lo bien que era deseable, y en el modelo tradicional podía encontrar más estabilidad y proyección de futuro.

Con este proyecto me doy cuenta que estoy ante una nueva etapa, siento la necesidad por un lado de seguir creciendo y aprendido, algo que no me había dado el circulo de estudio ni el coven podía aportarme, y por otro lado de conocer las verdaderas fuentes de mis creencias, de conocer los orígenes. Pues mi vida, mi mundo giraba en torno a ello. Y si quería seguir adelante también tenia que profundizar. Un árbol no puede crecer muy alto si no tiene unas profundas raíces.

Y como cada vez que tienes una necesidad, que no capricho, y la lanzas al Universo, los Dioses te responden. A mi me pusieron en el camino de la Wicca tradicional y de la iniciación a sus misterios y entre a formar parte de la gran familia que es Green Craft Wicca (para aquellos que desconozcan esta tradición les dejo ente enlace:

http://greencraftwicca.org/dutchgreencrafttradities.html)

Cada vez que te encuentras ante una decisión vital comienzas un nuevo viaje, unas veces simbólico y otras veces real, y en esta ocasión mis pasos, mi fe y fuerza de voluntad me llevaron a Bélgica y Holanda para enfrentarme a la Iniciación.

Aquel coven que nació en aquel momento de transición sufre una crisis, ya que no todas las personas que lo conformábamos sentían esta llamada o esta vía como su camino y deciden caminar por otras vías. El resto nos embarcamos en está maravillosas aventura de explorar la tradición y los misterios Iniciático que posee.

Cuando releo algunos de mis artículos, de mis comentarios o de mis opiniones voy viendo la evolución y el cambio que se ha operado en mí. Siento que desde eso comienzos a ahora no han pasado tres décadas, sino tres vidas.

Lo que quiero ofrecer con está historia a los Wiccanos y los paganos en general, es que este es un camino de descubrimiento. Pero que es lo que realmente estamos buscando, que es lo que anhelamos encontrar al final del camino pues ni nada más ni nada menos que a nosotros mismos. Y para llegar a ese destino hay muchas vías, tantas como personas están en esa labor. Todos son personales e intransferibles, ya lo hagas en solitario o en grupo. Pero al compartir con los demás tu vivencia única, ayudas a que los otros vean otra parte del camino, otros paisajes y le ayudaran a comprender cuan bella es la Senda del Descubrimiento, del Conocimiento.

Si no avanzamos por el camino, es porque nosotros mismos nos ponemos las trabas, está claro que sentados cómodamente en nuestro sillón los sueños no se van hacer realidad, pero si tenemos el valor y la voluntad de seguir adelante, apresar de los obstáculos, las trabas, las distancias y los duros momento las puertas nos serán abiertas y podremos adentrarnos en los Misterios.

Para finalizar quiero resaltar que el estudio y el trabajo son imprescindibles en este camino, la finalidad última es conocernos a nosotros mismos y para lograr esta tarea muchas veces tenemos que ponernos ante un espejo y observarnos. Este espejo es cada una de las personas que comparten nuestra senda. Cada vivencia es una oportunidad de trabajar en nosotros y nuestro crecimiento.

¡Oh! Tú que deseas sondear los arcanos de la Naturaleza, que si no hallas dentro de ti mismo aquello que buscas, tampoco podrás hallarlo fuera.

Si tú ignoras las excelencias de tu propia casa, ¿cómo pretendes encontrar otras excelencias?

En ti se halla oculto el Tesoro de los Tesoros.

¡Oh! Hombre, conócete a ti mismo y conocerás el Universo y a los Dioses”

Oráculo de Delfos.

 

Gaia,

Alta Sacerdotisa del“El Caldero de Cerridwen” Greencraft

Contacto: elcalderodecerridwen@greencraftwicca.org

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

A %d blogueros les gusta esto: